EXPLICANDO-COLCHONEl colchón Totmobles, fabricado al momento y a medida para cada cliente, reúne los mejores materiales del mercado con un diseño que facilita un sueño de calidad.

Salvador Durá, propietario de la empresa Totmobles en Castalla, ha conjugado sus años de experiencia como vendedor cara al público en el diseño de un colchón que reúne “los mejores materiales presentes hoy en la industria y con la composición más adecuada para proporcionar un buen descanso y un sueño de calidad”. El colchón se fabrica en el momento y a la medida que pide el cliente, “tamaño estándar, pequeño, grande e incluso redondo de dos metros de diámetro”.

A la venta desde el mes de mayo, el colchón Totmobles ha tenido una buena acogida por parte de los clientes, dado que ha sido escogido por el 80% de las personas que han adquirido un colchón en la tienda desde esa fecha.

El colchón Totmobles está concebido para que el cuerpo esté más relajado, se reparta el peso de forma uniforme y así la sangre circule mejor. Cuando el colchón es muy duro, la sangre tiene dificultad para llegar a las zonas oprimidas por el propio peso corporal e instintivamente el cuerpo reacciona cambiando de posición, por eso a veces nos levantamos con sensación de cansancio, porque no hemos dejado de movernos. Si el colchón es muy blando, nos hundimos y eso da sensación de agobio y de calor.

Todas las proporciones de materiales y la composición del colchón Totmobles responden a criterios de ergonomía, higiene y comodidad. Sin embargo, el precio final resulta hasta un 40% más económico para el cliente que los colchones de las grandes marcas al ahorrarse costes de marketing o almacenaje, entre otros.
Pensado para tener dulces sueños.

El sueño tiene una función reparadora esencial tanto a nivel físico como psicológico y emocional. Si tenemos en cuenta que el 30% de nuestra vida la pasamos durmiendo es importante que ese sueño sea de calidad y en esa labor el colchón es un factor esencial. “Para descansar bien el colchón debe adaptarse a nuestra fisonomía, da igual que uno sea alto, bajo, grueso o delgado”. El colchón Totmobles tiene una altura de 25 centímetros. La parte inferior es un núcleo de Biocel de 30 kgs/m3 de densidad. Esta superficie soporta el peso del cuerpo sin rigidez pero sin laxitud, de tal modo que el colchón no resulta demasiado duro ni demasiado blando, y en la parte superior el colchón Totmobles lleva 6 centímetros de viscoelástica 65 kgs/m3, (un material sensible a la presión y a la temperatura, que se amolda al cuerpo de forma progresiva). El recubrimiento es de Tencel, (un tejido confortable, no necesita mantenimiento y es fácil de limpiar). Toda la tela que recubre el colchón Totmobles y los hilos están impregnados de Aloe Vera, como valor añadido natural.

Esta iniciativa, singular para un pequeño empresario y más aún en tiempos tan difíciles como los actuales, surgió en el mes de febrero. “Estábamos visitando una feria de muebles, pasando de un stand a otro de los grandes fabricantes de colchones y pensé que todos eran buenos pero ¿porqué no lanzar un colchón de gama media-alta con mi propia marca y que aglutinara lo mejor de cada una?”, recuerda Salvador. Dicho y hecho, encontró un fabricante y a finales de mayo el colchón Totmobles ya era una realidad.